LAS COSAS QUE HACES POR EL ORO

“El oro es el más precioso de todos los bienes, el oro constituye un tesoro, aquel que lo posee tiene todo lo que necesita en este mundo, así como también los medios para salvar las almas del purgatorio y enviarlas al gozo del paraíso.” Estas palabras escribía Colón en una carta a los Reyes; el Nuevo Mundo proveía ilusión, aventura, gloria y mucha fortuna; muchos jóvenes optaron por realizar la travesía, gente menesterosa y mísera sabía a dónde ir para hacerse adinerada. El imperio incaico fue el que más proveyó de este mineral a toda Europa, fue tan copioso que los primeros conquistadores quedaron anonadados, en su puta vida habían visto tanto, tan brillante y tan abundante; el éxtasis se produciría con el renombrado rescate de Atahualpa, este líder inca prometió no sólo una sino varias cámaras llenas pero como prueba comenzaría con una nomás; como no paraban de afluir las alhajas los peninsulares pensarían que el cuarto quedaría chico, así que en auras que entre mayor cantidad empezaron a destruir las vasijas de oro las cuales ocupan mucho espacio (estos objetos eran de carácter ceremonial y sagrado para los indígenas) al presenciar esto el Inca les pidió que parasen, les aseguró conseguirles más a fin que dejasen de pisotear su trabajo, su arte, su idiosincrasia, sus vidas.
Esto hacía España en el siglo XVI.

1 EXPRÉSATE:

Goathemala

Sí esas cosas infames y otras peores se hacen por el oro y el dinero.

España tenía mucho oro antes. Los romanos hicieron en la península lo mismo que ella acabaría haciendo a las Américas.

Fíjate que incluso desviaron un río, el Sil, para horadar con sus aguas una cordillera repleta de oro.

El paisaje resultante es de una belleza misteriosa. Se llama Las Médulas.

 
CRÓNICAS DEL BASURERO USURERO ◄Design by Pocket, BlogBulk Blogger Templates